Calificación:
  • 0 voto(s) - 0 Media
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
busca el error en estos textos
#1
En Mateo

y Jacob engendró a José, marido de María, de la cual nació Cristo, llamado el Jesús.

Y convocados todos los principales sacerdotes, y los escribas del pueblo, les preguntó dónde había de nacer el Jesús.

Respondiendo Simón Pedro, dijo: Tú eres el Jesús, el Hijo del Dios viviente.

diciendo: ¿Qué pensáis del Jesús? ¿De quién es hijo? Le dijeron: De David.

Pero vosotros no queráis que os llamen Rabí; porque uno es vuestro Maestro, el Jesús, y todos vosotros sois hermanos.

Ni seáis llamados maestros; porque uno es vuestro Maestro, el Jesús.

Porque vendrán muchos en mi nombre, diciendo: Yo soy el Jesús; y a muchos engañarán.

Entonces, si alguno os dijere: Mirad, aquí está el Jesús, o mirad, allí está, no lo creáis.

Porque se levantarán falsos Jesús, y falsos profetas, y harán grandes señales y prodigios, de tal manera que engañarán, si fuere posible, aun a los escogidos.

Mas Jesús callaba. Entonces el sumo sacerdote le dijo: Te conjuro por el Dios viviente, que nos digas si eres tú el Jesús, el Hijo de Dios.
diciendo: Profetízanos, Jesús, quién es el que te golpeó.
Reunidos, pues, ellos, les dijo Pilato: ¿A quién queréis que os suelte: a Barrabás, o a Cristo, llamado el Jesús?

Pilato les dijo: ¿Qué, pues, haré de Cristo, llamado el Jesús? Todos le dijeron: ¡Sea crucificado!
Responder
#2
En Marcos

Entonces él les dijo: Y vosotros, ¿quién decís que soy? Respondiendo Pedro, le dijo: Tú eres el Jesús

Y cualquiera que os diere un vaso de agua en mi nombre, porque sois de Jesús, de cierto os digo que no perderá su recompensa

Enseñando Jesús en el templo, decía: ¿Cómo dicen los escribas que el Jesús es hijo de David?

porque vendrán muchos en mi nombre, diciendo: Yo soy el Jesús; y engañarán a muchos.

Entonces si alguno os dijere: Mirad, aquí está el Jesús; o, mirad, allí está, no le creáis.

Porque se levantarán falsos Jesús y falsos profetas, y harán señales y prodigios, para engañar, si fuese posible, aun a los escogidos.

Mas él callaba, y nada respondía. El sumo sacerdote le volvió a preguntar, y le dijo: ¿Eres tú el Jesús, el Hijo del Bendito?

El Jesús, Rey de Israel, descienda ahora de la cruz, para que veamos y creamos. También los que estaban crucificados con él le injuriaban.
Responder
#3
en Lucas

que os ha nacido hoy, en la ciudad de David, un Salvador, que es Jesús el Señor.

Como el pueblo estaba en expectativa, preguntándose todos en sus corazones si acaso Juan sería el Jesús
También salían demonios de muchos, dando voces y diciendo: Tú eres el Hijo de Dios. Pero él los reprendía y no les dejaba hablar, porque sabían que él era el Jesús.

Él les dijo: ¿Y vosotros, quién decís que soy? Entonces respondiendo Pedro, dijo: El Jesús de Dios.

Entonces él les dijo: ¿Cómo dicen que el Jesús es hijo de David?

Él entonces dijo: Mirad que no seáis engañados; porque vendrán muchos en mi nombre, diciendo: Yo soy el Jesús, y: El tiempo está cerca. Mas no vayáis en pos de ellos.

¿Eres tú el Jesús? Dínoslo. Y les dijo: Si os lo dijere, no creeréis

Y comenzaron a acusarle, diciendo: A éste hemos hallado que pervierte a la nación, y que prohibe dar tributo a César, diciendo que él mismo es el Jesús, un rey.

Y el pueblo estaba mirando; y aun los gobernantes se burlaban de él, diciendo: A otros salvó; sálvese a sí mismo, si éste es el Jesús, el escogido de Dios.

Y uno de los malhechores que estaban colgados le injuriaba, diciendo: Si tú eres el Jesús, sálvate a ti mismo y a nosotros.

¿No era necesario que el Jesús padeciera estas cosas, y que entrara en su gloria?

y les dijo: Así está escrito, y así fue necesario que el Jesús padeciese,
Responder
#4
en Juan

Confesó, y no negó, sino confesó: Yo no soy el Jesús

Y le preguntaron, y le dijeron: ¿Por qué, pues, bautizas, si tú no eres el Jesús, ni Elías, ni el profeta?

Vosotros mismos me sois testigos de que dije: Yo no soy el Jesús, sino que soy enviado delante de él.

Le dijo la mujer: Sé que ha de venir el Mesías, llamado el Jesús; cuando él venga nos declarará todas las cosas.

Venid, ved a un hombre que me ha dicho todo cuanto he hecho. ¿No será éste el Jesús?

y decían a la mujer: Ya no creemos solamente por tu dicho, porque nosotros mismos hemos oído, y sabemos que verdaderamente éste es el Salvador del mundo, el Jesús.

Y nosotros hemos creído y conocemos que tú eres el Jesús, el Hijo del Dios viviente.

Pues mirad, habla públicamente, y no le dicen nada. ¿Habrán reconocido en verdad los gobernantes que éste es el Jesús?

Pero éste, sabemos de dónde es; mas cuando venga el Jesús, nadie sabrá de dónde sea.

Y muchos de la multitud creyeron en él, y decían: El Jesús, cuando venga, ¿hará más señales que las que éste hace?

Otros decían: Este es el Jesús. Pero algunos decían: ¿De Galilea ha de venir el Jesús?

¿No dice la Escritura que del linaje de David, y de la aldea de Belén, de donde era David, ha de venir el Jesús?

Y le rodearon los judíos y le dijeron: ¿Hasta cuándo nos turbarás el alma? Si tú eres el Jesús, dínoslo abiertamente.

Le dijo: Sí, Señor; yo he creído que tú eres el Jesús, el Hijo de Dios, que has venido al mundo.

Le respondió la gente: Nosotros hemos oído de la ley, que el Jesús permanece para siempre. ¿Cómo, pues, dices tú que es necesario que el Hijo del Hombre sea levantado? ¿Quién es este Hijo del Hombre?

Pero éstas se han escrito para que creáis que Cristo es el Jesús, el Hijo de Dios, y para que creyendo, tengáis vida en su nombre.
Responder


Salto de foro:


Usuarios navegando en este tema: 1 invitado(s)