Calificación:
  • 0 voto(s) - 0 Media
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
En verdad Jacob vencio a Dios?
#1
Smile 
Quisiera que me interpreten Genesis 32:24 al 29 (32:28 Y el varón le dijo: No se dirá más tu nombre Jacob, sino Israel; porque has luchado con Dios y con los hombres, y has vencido.) Dios los Bendiga.
Responder
#2
Hola Betoven:

Mas es una lucha para zafarse de Jacob que no deseaba soltarlo hasta que lo bendiga. Como puedes notar 32:25 el Señor simplemente le TOCÓ el encaje del muslo para descoyuntarle (esto claramente demuestra que el Señor no necesitaba de esfuerzo si en realidad hubiera sido una pelea), por este motibo Jacob quedo cojo. Con todo, aun con el dolor que esto le debio ocasionar, Jacob no cedió en soltarlo hasta que el Señor lo bendijo.

A Jacob luego el Señor le nombro Israel que significa "peleador de Dios"

Saludos
Willy
Responder
#3
betoven escribió:Quisiera que me interpreten Genesis 32:24 al 29 (32:28 Y el varón le dijo: No se dirá más tu nombre Jacob, sino Israel; porque has luchado con Dios y con los hombres, y has vencido.) Dios los Bendiga.

Hola Betoven:

Tu pregunta es por demás interesante y es que parece inaudito que alguien pueda decir que venció a Dios; sin embargo, hay que leer toda la historia y podremos sacar algunas consideraciones, por principio de cuentas, Jacob se salió con la suya desde que recibió la primogenitura de su hermano Esaú, no sin engaños y trampas; también podemos decir que aunque recibió abuso y trampa de su suegro para ganarse a sus mujeres, salió victorioso por la indudable intervención divina y huyendo de ahí, para ir a la tierra de su padre, y cuando su suegro iba a alcanzarlo con la intención de hacerle daño, Dios se le apareció y le mandó no hablarle "descomedidamente", indicando que de hacerlo, se las vería con El y cuando ocurrió el encuentro, sólo fue para despedirse, hacer pacto y reclamar sus ídolos que Raquel había robado y que nunca regresó pues con escusa de su menstruación, no se levantó del lugar donde los ocultaba.

Jacob sabía que tenía que enfrentar a su hermano, quien había concebido la idea de matarlo en venganza de su usurpación y el miedo lo carcomía de manera intensa, pues se sabía merecedor de su ira.

La lucha que tuvo con el varón, el cual es Dios y una pre-encarnación del Señor Jesucristo, representa una oración fervorosa, llena de angustia e insistente de solicitarle a Dios su bendición ante el encuentro de su hermano. A pesar de todas las bendiciones recibidas, Jacob, dudaba de Dios, el cual en todo momento cumplió su parte cuando Jacob en su ida a ver a su suegro, le dijo que si le bendecía, Jehová sería su Dios y Dios, nunca dejó de bendecirlo a pesar de las adversidades que enfrentó. Es importante hacer notar que Jacob, después de ese pacto, jamás se menciona en la escritura que volvió a orar, esto puede ser un buen motivo en el que Dios le permitió luchar contra él. Siendo un amoroso Padre, para Dios, es muy importante nuestra relación con él, más allá de lo demás, tal vez, cuando lo entendamos mejor, entenderemos la necesidad que tenemos de "orar sin parar".

Durante toda la noche, previa al encuentro con su hermano, Dios lucho con Jacob, para que Jacob anhelara la bendición de Dios y permíteme la frase "se dejó ganar", para bendecirlo y hacerle ver que ya lo había hecho y para testimonio práctico, tocó su cadera descoyuntándola para que no olvide que en su relación de Dios dejó de ser llamado Jacob que significa "asidor de talón" o "engañador" a ser Israel "vencedor de hombres y de Dios". La señal de cojeo de la cadera era para la descendencia de Israel, de que Dios cumpliría sus promesas en el futuro como hasta ahora lo ha hecho.

Al día siguiente, vemos como el ahora llamado Israel, divide su campamento para encontrarse con su hermano dudando todavía de Dios y sin embargo, cuando se funde en un abrazo con su hermano, Esaú no muestra más rencor, sino alegría conmovedora de ver a su hermano de regreso a casa y sanando las heridas que motivaron su separación y la separación misma.

¡¿No es maravilloso Dios?! Y cuan incrédulos podemos ser muchas veces, pues esto, tiene una aplicación práctica para nuestras vidas, Dios quiere bendecirnos, pero necesita que deseemos esa bendición anhelantemente y que confiemos en Él, pero es muy frecuente, que en fondo de nuestro corazón, haya duda ¿No es cierto?

Lo curioso del caso es que Israel, no regresó con su hermano a donde Dios le había dicho, sino que se fue a morar a una tierra en donde terminó siendo violada su hija y con la venganza de sus hijos, convirtiéndose en asesinos, por lo cual quedó en una muy mala posición frente a los cananeos, pero eso es otra historia que muestra cuan desobedientes e incrédulos podemos ser, mientras estamos con un Dios fiel y misericordioso.

Dios te bendiga.
Responder
#4
Muchas gracias a quienes me contestaron, Willy y Caminito, por su tiempo que me dieron para darme una muy buena interpretacion de lo que Dios nos quiere decir por medio de la Biblia. que Que Dios los Bendiga.
Responder


Salto de foro:


Usuarios navegando en este tema: 1 invitado(s)