¡Bienvenido!
Gracias por visitar http://www.forodelabiblia.net. Si aún no lo has hecho, te invitamos a registrarte. Si ya eres miembro de foro, puedes iniciar sesión. Recuerda leer los temas ubicados en el foro de Anuncios antes de participar.


Tema Cerrado  Enviar Tema 


¿Por qué motivo Dios endurecía el corazón del Faraón?
Autor Mensaje
Heriberto
Super Moderador
******


Mensajes: 1,287
Grupo: Super Moderadores
Registro en: May 2008
Estado: Sin Conexión
Reputación: 3
Mensaje: #1
¿Por qué motivo Dios endurecía el corazón del Faraón?

Estimados hermanos
De la lista "Cristianos" extractamos algunas preguntas recibidas allí. No obstante que oportunamente las hemos respondido directamente, nos parece útil ir compartiendo los temas que son de interés general, quedando abierta la posibilidad de participación de los integrantes de este foro,
Un fraternal saludo,
Heriberto Brugger


Pregunta:
Hay algo que siempre me intrigó sobremanera.... ¿Por qué motivo Dios endurecía el corazón del Faraón cada vez que autorizaba a salir al pueblo de Israel de la esclavitud, no me queda muy claro, primero, el asentimiento y luego, la negación y las plagas.

Respuesta:

Para la comprensión del asunto, debemos considerar primeramente el propósito esencial de las plagas impuestas a Egipto.

Generalmente tendemos a pensar que su objetivo era convencer al Faraón de que dejara salir a los israelitas.

Sin embargo, el texto bíblico nos indica otra finalidad: “Entra a la presencia de Faraón; porque yo he endurecido su corazón, y el corazón de sus siervos, para mostrar entre ellos mis señales, y para que cuentes a tus hijos y a tus nietos las cosas que yo hice en Egipto, y mis señales que hice entre ellos; para que sepáis que yo soy Jehová (Éx.10:1-2)

En realidad Dios podría haber librado a su pueblo directamente sin tanto trámite, pero aquellas plagas servirían para que los israelitas atesoraran valiosas enseñanzas.

La declaración “Yo soy Jehová” equivale a “Yo soy el Señor”. Dios enseñaría esto a su pueblo por medio de las plagas, en 10 lecciones graduales, y también los egipcios habrían de saberlo: “Y sabrán los egipcios que Yo soy Jehová...” (Ex.7:5)

En cuanto al Faraón, Dios ya conocía anticipadamente lo que había en su corazón: “Mas yo sé que el rey de Egipto no os dejará ir sino por mano fuerte” (Éx.3:19) Sabía que Faraón no obedecería Su Palabra sino que se endurecería. La Palabra de Dios produce en el corazón del hombre uno de dos resultados: O el corazón se doblega ante Dios, o se endurece. El corazón del Faraón se endureció. Por lo tanto, entiendo que no debemos atribuirle a Dios el “endurecimiento” del corazón del Faraón como un hecho divino intencionado, sino más bien como la respuesta del corazón del Faraón ante la intervención de Dios, que le hizo llegar Su palabra.

No sucede muy distinto en nuestros días. El Señor declaró: “Si yo no hubiera venido, ni les hubiera hablado, no tendrían pecado; pero ahora no tienen excusa por su pecado.” (Jn.15:22)
Ante esto quizá algunos podrían razonar: “Entonces, la culpa fue del Señor que vino y les habló...”

Consideremos que cuando se predica el Evangelio la situación de un pecador cambia delante de Dios. Nadie puede seguir viviendo haciéndose el distraído como si nunca hubiera oído el mensaje. O el alma se convierte a Dios, o se hace inexcusable ante Él. Si alguien rechaza el Evangelio y se pierde ¿Quién tiene la culpa? ¿Dios, por haber alcanzado al pecador con su Palabra, o el pecador porque se endureció y rechazó el mensaje? “Pero por tu dureza y por tu corazón no arrepentido atesoras para ti mismo ira para el día de la ira y de la revelación del justo juicio de Dios” (Ro.2:5)

Que Dios nos conceda seguir creciendo cada día en la gracia y en el conocimiento de nuestro Señor y Salvador Jesucristo. (2ª Pedro 3:18)

Este mensaje fue modificado por última vez en: 03-06-2008 03:41 PM por Andres.

03-06-2008 03:04 PM
Encuentra todos los mensajes de este usuario
Tema Cerrado  Enviar Tema 

Ver la Versión para Impresión
Mandar este Tema a algún Amigo
Subscríbete a este Tema | Agrega este Tema a Tus Favoritos

Salto de Foro:


2008 - Siguiendo sus Pisadas y Ministerio Momento de Decisión